LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

viernes, 24 de febrero de 2017

SOLOMILLO EN SALSA DE ZANAHORIA


Buenas cocineros, ¿cómo estáis?. Espero que bien y con ganas de meteros en la cocina ya que hoy os traigo otra recta de carne muy rápida de hacer y deliciosa. Porque para comer bien no siempre hay que estar todo el día metidos entre fogones, también hay que tener tiempo para  relajarnos y dedicar un ratito a hacer aquellas cosas que nos gustan.

Ingredientes:
-1 kg de solomillo en filetes o medallones
-3 zanahorias
-2 dientes de ajo
-pimienta negra molida
-aceite de oliva
-1 pastilla de caldo de pollo
-180 ml de brandy
-250 ml de agua
-curry
-sal
Elaboración:
En una cazuela ponemos un poco de aceite de oliva. Salpimentamos los filetes de solomillo y los vamos dorando por ambos lados, los retiramos a un plato y reservamos. En el mismo aceite, si hace falta añadimos un poco más, pochamos las zanahorias y los ajos, pelados y cortados en rodajas finas. Cuando la verdura ya esté hecha, añadimos el brandy y dejamos que se evapore el alcohol. Removemos un poco e incorporamos el agua y la pastilla de caldo. Dejamos dar un hervor y ponemos un poco de curry (la cantidad a gusto de cada uno, yo no pongo mucho,solo un toque), rectificamos el punto de sal si hiciera falta y pasamos la salsa a un recipiente para batir. Con la batidora lo trituramos todo bien y volvemos a poner la salsa resultante en la cazuela. A continuación ponemos los filetes de solomillo en la cazuela y dejamos cocinar durante unos 10 minutos, a fuego lento, para que la carne se impregne bien de los sabores de la salsa.
¡Buen provecho!

martes, 21 de febrero de 2017

TARTA DE MELOCOTÓN EN ALMÍBAR


Hola!!
¿Cómo estáis? Espero que muy bien.
Hoy os traigo otra tarta sin horno ¡me encantan este tipo de tartas!.
Como siempre son las más fáciles de hacer y se pueden preparar con antelación, de hecho si las hacemos el día de antes están muchos más buenas. La de hoy es de melocotón en almíbar, suave, delicada y deliciosa.
¿Quién se anima a probarla?

Ingredientes:
-200 gr de galletas María
-100 gr de mantequilla o margarina
-1 lata de melocotón en almíbar (unas 9 o 10 mitades)
-1 lito de leche
-120 gr de azúcar
-1 cucharadita de esencia de vainilla
-2 sobres de cuajada
-4 hojas de gelatina neutra
-guindas para decorar
Elaboración:
Yo en esta he usado solo la mitad de los ingredientes porque la he hecho más pequeña. Las cantidades que os doy son para un molde de unos 25 cm. También os pido disculpas, de nuevo, por la calidad de la imagen pero mi cámara sigue rota y solo puedo hacer las fotos con mi móvil.

Comenzamos haciendo la base de la tarta y para ello trituramos las galletas, hasta que queden hechas polvo, las ponemos en un bol y añadimos la mantequilla fundida. Mezclamos bien y forramos con esta mezcla la base de un molde desmontable. Reservamos en la nevera.
En una olla, ponemos 7 mitades de melocotón en almíbar, la leche, el azúcar, la vainilla y los sobres de cuajada; trituramos todo con la batidora hasta que quede bien fino y llevamos a fuego moderado, removiendo con las varillas, hasta que de un pequeño hervor. Retiramos el recipiente del fuego y vertemos la mezcla sobre la base de galleta. Dejamos entibiar y metemos en la nevera hasta que esté bien cuajada (mejor de un día para otro).
Cuando la tarta haya cuajado bien, cortaremos el melocotón que nos queda en láminas finas y decoraremos la tarta con ellas, yo he hecho una flor pero cada uno puede decorarla como más le guste y puede poner las guindas o no. Ahora ponemos a remojar la gelatina en agua fría. Mientras se hidrata la gelatina, pondremos a calentar el almíbar de la lata de melocotón, sin que llegue a hervir, añadimos la gelatina hidratada y bien escurrida y mezclaremos bien hasta que se disuelva totalmente. Dejamos templar un poco y la vertemos sobre la tarta con cuidado de no estropear la decoración que hemos hecho. Llevamos de nuevo a la nevera hasta que la capa de gelatina se solidifique.

sábado, 18 de febrero de 2017

ENSALADA DE TOMATES CHERRY Y MOZZARELLA


Las ensaladas son ligeras, refrescantes y se preparan con rapidez. Podemos prepararlas de pasta, de frutas de verduras... todas quedan bien y están buenísimas. Esta ensalada de tomates cherry y mozzarella es rápida de preparar, está llena de color y la albahaca le da un toque muy especial.

Ingredientes:
-unas hojas de lechuga
-tomatitos cherry de colores
-mozzarella
-unas hojas de albahaca fresca
-unos huevos de codorniz, cocidos
-aceite de oliva
-vinagre
-sal
Elaboración:
Lavamos las hojas de lechuga, las escurrimos bien y las ponemos en el fondo de una fuente. Lavamos los tomates cherry, los cortamos por la mitad y los ponemos sobre las hojas de lechuga. Pelamos los huevos de codorniz y hacemos igual que con los tomatitos. A continuación distribuimos la mozzarella por la ensalada junto con las hojas de albahaca bien limpias. Ahora aliñamos la ensalada con sal, aceite y vinagre y ¡listo!, ya tenemos un primer plato o acompañamiento de lo más saludable.

lunes, 13 de febrero de 2017

QUICHE DE QUESO ROQUEFORT



Si sois de los que apuestan por lo sabores fuertes os va a encantar la propuesta de hoy, una quiche con queso Roquefort. Pero si sois más de sabores suaves solo tenéis que cambiar este queso por el que más os guste.

Ingredientes:
-1 lámina de masa quebrada
-200 ml de nata para cocinar
-100 gr de queso Roquefort
-100 gr de jamón York en tacos
-2 huevos
-2 cucharadas de aceite de oliva
-queso rallado
-orégano
Elaboración:
Estiramos la lámina de masa quebrada y forramos con ella un molde para tartas. Si ponemos papel vegetal entre el molde y la masa será mucho más sencillo desmoldar después pero, si no tenéis papel vegetal, tendréis que untar el molde con mantequilla y espolvorearlo con harina para evitar que se pegue. Una vez forrado el molde con la masa, retiramos los bordes sobrantes y pinchamos toda la superficie con un tenedor para evitar que crezca al hornearla.
En un cazo a fuego medio ponemos el aceite de oliva y, cuando esté caliente, añadimos el queso roquefort desmenuzado. Una vez que el queso se haya deshecho y no queden grumos, añadimos la nata y subimos un poco el fuego, sin dejar de remover, hasta que nos quede una mezcla uniforme y un poco espesa. Cuando de el primer hervor ya estará listo.
Retiramos el recipiente del fuego y dejamos atemperar durante unos minutos. Cuando ya no esté tan caliente incorporamos los huevos y removemos muy bien hasta que se integren en la mezcla (si los añadimos cuando la mezcla aún está caliente se cuajarían y no se integrarían bien). Ahora ponemos los taquitos de jamón york y repartimos el relleno sobre la masa que ya tenemos preparada en el molde.
Precalentamos el horno a 200º C y horneamos hasta que la superficie y los bordes de la masa estén doraditos, unos 15 minutos aproximadamente. En los últimos minutos del horneado ponemos el queso rallado y el orégano por encima para decorar nuestra quiche y ¡listo!
Podemos servirla caliente, templada o fría eso ya queda a gusto de cada uno.

miércoles, 8 de febrero de 2017

POLLO A LA SIDRA


Hoy os traigo una receta de pollo riquísima: pollo a la sidra. Tiene una elaboración fácil y es muy económica.
Aunque lo habitual es que preparemos los guisos de carne con vino blanco, la sidra natural con su sabor afrutado y un pelin ácido y la manzana, cocinada con el guiso, le darán un toquen  suave y original a nuestro plato.
Esta receta podéis prepararla con pollo troceado, muslos, contra muslos o, como en mi caso, con pechuga sin hueso. Probarlo y me decís.

Ingredientes:
-1 pechuga y media  de pollo sin hueso
-1 cebolla
-2 dientes de ajo
-1 manzana
-1 hoja de laurel
-500 ml de sidra natural
-1 pastilla de caldo de pollo
-aceite de oliva
-pimienta molida
-sal
Elaboración:
Limpiamos el pollo quitándole los posibles restos de grasa que pueda tener y lo troceamos. Salpimentamos.
En una cazuela ponemos un fondo de aceite de oliva y, cuando esté caliente, ponemos el pollo con la hoja de laurel y dejamos cocinar hasta que la carne esté doradita. Mientras tanto pelamos la cebolla y los ajos y los cortamos muy picaditos. Cuando el pollo esté dorado incorporamos la cebolla y el ajo picados y dejamos a fuego medio durante unos 15 minutos hasta que la verdura esté blandita, removiendo de vez en cuando para que no se nos queme.
Ahora añadimos la sidra y la pastilla de caldo de pollo desmenuzada. Dejamos hervir para que evapore el alcohol de la sidra y tapamos la cazuela. Seguimos cocinando a fuego medio durante unos 30 minutos.
Mientras se va haciendo la carne pelamos la manzana, le quitamos el corazón y la cortamos en dados. pasados los 30 minutos añadimos la manzana a la cazuela y la dejamos cocinar otros 15 minutos más.
Servimos la carne acompañada de la salsa, de los trozos de manzana y completamos el plato con unas patatas fritas.

sábado, 4 de febrero de 2017

TARTA DE CHOCOLATE CON FRESAS



¡Por fin llegó el fin de semana! y nada mejor para celebrarlo que una rica tarta.
Con esta tarta os vengo a demostrar que la masa quebrada no solo sirve para la elaboración de quiches salados, sino que también se puede usar en repostería como ocurre con este pastel, de fácil elaboración y con un resultado exquisito, una combinación ideal para los amantes del chocolate.

Ingredientes:
-1 lámina de masa quebrada
-200 gr de chocolate postres
-200 ml de nata para montar
-250 ml de leche
-1 sobre de cuajada
-75 gr de azúcar
-unas cuantas fresas para decorar
Elaboración:
Comenzamos horneando la masa ya que es lo único que precisa horno, el resto de la tarta no lo necesita.
Estiramos la lámina de masa quebrada y la colocamos sobre un molde circular (mucho mejor si ponemos papel de horno debajo ya que nos facilitará el desmoldarla), doblamos los bordes sobrantes hacía adentro y pinchamos toda la superficie de la masa con un tenedor para evitar que se infle. Ahora cubrimos la masa con algo que pese como por ejemplo garbanzos y horneamos unos 30 o 40 minutos a 200ºC hasta que veamos que la masa está dorada. Pasado ese tiempo la retiramos del horno y la dejamos enfriar. Quitamos los garbanzos y reservamos.
Lo siguiente será preparar el relleno y para ello ponemos en una olla la nata, la leche (reservando un poco de la misma en un vaso) y el azúcar. Ponemos la olla al fuego y cuando empiece a hervir, bajamos el fuego y añadimos el chocolate troceado. Mientras el chocolate se funde, disolvemos el sobre de cuajada en el vaso de leche que hemos reservado anteriormente. Añadimos la cuajada a la olla con el chocolate y removemos sin parar durante unos 5 minutos a fuego lento hasta que espese. Por último vertemos el chocolate sobre la masa quebrada, que hará de base para la tarta, y dejamos atemperar. Metemos la tarta en la nevera y la dejamos cuajar. Antes de servir decoramos con las fresas y listo.

miércoles, 1 de febrero de 2017

VASOS DE FLAN DE VAINILLA Y CHOCOLATE CON NATA


En esta receta unimos, sin mezclar, el placer del chocolate con la exquisitez de la vainilla. Un flan en dos colores y dos sabores que se convierte en un postre muy sencillo y a la vez muy rico al que podemos recurrir cuando no disponemos de mucho tiempo. Gusta a todo el mundo pero a los niños los que más ya que el chocolate con la vainilla son una combinación perfecta y acompañados de nata se convierten en una verdadera delicia...

Ingredientes:
-1 sobre de flan Royal para 8 raciones
-1 litro de leche
-100gr de chocolate fondant o a la taza
-nata montada
-galletas María
Elaboración:
Preparamos la mitad del sobre de flan con medio litro de leche, según las instrucciones del fabricante. En el fondo de unos vasos bonitos (también puede servirse en copas) colocamos una galleta y cuando el flan esté listo lo repartimos en ellos. Al poner el flan la galleta subirá a la superficie. Reservamos en la nevera.
Cuando la primera capa esté cuajada, preparamos la otra mitad del sobre de flan que nos queda con el medio litro de leche restante, pero a este le añadiremos el chocolate fondant en trozos para que se funda. Una vez esté listo el flan, lo vertemos sobre la capa de flan de vainilla que tenemos reservado en los vasos y los volvemos a poner en la nevera para que se enfríen. No importa el tiempo que pase desde que preparamos una capa hasta que ponemos la otra, lo importante es que esté bien cuajada para que no se mezclen los colores.
Antes de servir decoramos los vasos con unos rosetones de nata montada.
¡¡Delicioso!!